Fecundación in Vitro (FIV)

(Tiempo de lectura: 10 minutos)

La fecundación in vitro (FIV) consiste en la unión del óvulo de una mujer y el espermatozoide de un hombre en un entorno de laboratorio. El término «in vitro» significa «fuera del cuerpo», y «fecundación» indica que el espermatozoide ha penetrado y se ha fusionado con el óvulo.

Descripción

Normalmente, la fecundación de un óvulo por un espermatozoide ocurre dentro del cuerpo de la mujer. Si el óvulo fecundado se adhiere al revestimiento del útero y se desarrolla, resulta en el nacimiento de un bebé alrededor de nueve meses después, en un proceso conocido como concepción natural o sin asistencia.

La FIV es una modalidad de tecnología de reproducción asistida (TRA), que implica el uso de técnicas médicas especializadas para ayudar a una mujer a lograr el embarazo. Este método se emplea comúnmente cuando otras técnicas de fecundación más económicas no han tenido éxito.

Los Cinco Pasos Básicos de la Fecundación In Vitro (FIV)

Paso 1: Estimulación (superovulación)

  • A la mujer se le administran medicamentos para la fertilidad con el objetivo de aumentar la producción de óvulos.

  • Normalmente, una mujer produce un óvulo al mes, pero estos fármacos estimulan los ovarios para que produzcan varios óvulos.

  • Durante este periodo, se realizan ecografías transvaginales frecuentes y análisis de sangre para monitorear los ovarios y los niveles hormonales.

Paso 2: Extracción del óvulo

  • Se realiza una cirugía menor, llamada aspiración folicular, para extraer los óvulos de la mujer.

  • Esta cirugía generalmente se lleva a cabo en el consultorio médico. La paciente recibe medicación para evitar el dolor durante el procedimiento. Usando una ecografía como guía, el médico inserta una aguja delgada a través de la vagina hasta el ovario y los folículos que contienen los óvulos. La aguja está conectada a un dispositivo de succión que extrae los óvulos y el líquido folicular uno a uno.

  • Este procedimiento se repite en el otro ovario. Después de la cirugía, la mujer puede experimentar cólicos leves, que suelen desaparecer en un día.

  • En raras ocasiones, puede ser necesaria una laparoscopia pélvica para extraer los óvulos. Si la mujer no puede producir óvulos, se pueden utilizar óvulos donados.

Paso 3: Inseminación y Fecundación

  • Se mezcla el esperma del hombre con los óvulos de mejor calidad en un proceso llamado inseminación.

  • Los óvulos y el esperma se almacenan en una cámara con condiciones controladas. El esperma generalmente fecunda el óvulo unas horas después de la inseminación.

  • Si la probabilidad de fecundación es baja, se puede realizar una inyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI), que consiste en inyectar directamente un espermatozoide dentro del óvulo.

  • Muchos programas de fertilidad realizan ICSI de rutina en algunos óvulos, incluso si las condiciones parecen normales.

Paso 4: Cultivo del Embrión

  • Una vez que el óvulo fecundado se divide, se convierte en un embrión. El laboratorio monitorea el desarrollo del embrión para asegurarse de que crezca adecuadamente. En aproximadamente cinco días, el embrión se compone de varias células en división activa.

  • Las parejas con alto riesgo de transmitir trastornos genéticos pueden optar por un diagnóstico genético preimplantacional (PGD), que se realiza de tres a cinco días después de la fecundación. Los científicos extraen una o varias células del embrión para examinar posibles trastornos genéticos.

  • Según la American Society for Reproductive Medicine, el PGD puede ayudar a decidir qué embriones implantar, reduciendo el riesgo de transmitir trastornos genéticos. Esta técnica es controvertida y no está disponible en todos los centros médicos.

Paso 5: Transferencia del Embrión

  • Los embriones se colocan en el útero de la mujer de tres a cinco días después de la extracción y fecundación del óvulo.

  • Este procedimiento se realiza en el consultorio médico con la mujer despierta. El médico inserta una sonda delgada (catéter) con los embriones a través de la vagina y el cuello uterino hasta el útero. Si un embrión se implanta en el revestimiento del útero y comienza a crecer, se inicia un embarazo.

  • Se pueden transferir múltiples embriones al mismo tiempo, lo que puede resultar en un embarazo múltiple (gemelos, trillizos o más). La cantidad exacta de embriones a transferir depende de varios factores, especialmente la edad de la mujer.

  • Los embriones no utilizados pueden congelarse para su uso o donación futura.

 

Razones para Realizar el Procedimiento

La fecundación in vitro (FIV) se lleva a cabo para ayudar a una mujer a quedar embarazada y se utiliza para tratar diversas causas de infertilidad, entre ellas:

  • Edad avanzada de la mujer

  • Trompas de Falopio obstruidas o dañadas, a menudo debido a enfermedades inflamatorias pélvicas o cirugías previas.

  • Endometriosis

  • Problemas de fertilidad masculina, como bajo conteo de espermatozoides o bloqueos.

  • Infertilidad inexplicada

 

Riesgos

La FIV implica una inversión significativa de energía física y emocional, tiempo y dinero. Las parejas que enfrentan la infertilidad a menudo experimentan estrés y depresión.

Efectos Secundarios y Complicaciones

  • Medicamentos para la fertilidad: Pueden causar distensión, dolor abdominal, cambios de humor, dolores de cabeza y hematomas por las inyecciones.

  • Síndrome de hiperestimulación ovárica (OHSS): En raras ocasiones, estos medicamentos pueden causar acumulación de líquido en el abdomen y el tórax, con síntomas como dolor abdominal, aumento rápido de peso, disminución de la micción, náuseas, vómitos y dificultad para respirar. Los casos leves se tratan con reposo, mientras que los graves pueden requerir hospitalización.

  • Extracción de óvulos: Los riesgos incluyen reacciones a la anestesia, sangrado, infección y daño a órganos cercanos como el intestino y la vejiga.

  • Embarazos múltiples: Colocar más de un embrión aumenta el riesgo de partos prematuros y bajo peso al nacer. Incluso un solo bebé concebido por FIV tiene un riesgo mayor de prematuridad y bajo peso al nacer.

  • Defectos congénitos: No está claro si la FIV aumenta este riesgo.

  • Costos: La FIV es costosa, con un ciclo completo costando entre 12,000 y 17,000 euros. Algunos seguros médicos pueden cubrir parte de los costos, pero no todos lo hacen.

 

Después del Procedimiento

Tras la transferencia de embriones, se puede recomendar a la mujer que descanse el resto del día, aunque el reposo absoluto no es necesario a menos que exista un riesgo elevado de OHSS. La mayoría de las mujeres reanudan sus actividades normales al día siguiente.

  • Progesterona: Se requiere la administración diaria de inyecciones o píldoras de progesterona durante 8 a 10 semanas para preparar el útero y apoyar el desarrollo del embrión. La progesterona es crucial en las primeras semanas del embarazo para evitar abortos espontáneos.

  • Prueba de embarazo: Aproximadamente 12 a 14 días después de la transferencia de embriones, la mujer regresa a la clínica para realizarse una prueba de embarazo.

 

Cuándo Contactar a su Proveedor de Atención Médica

Después de someterse a una FIV, comuníquese con su médico si experimenta:

  • Fiebre superior a 100.5°F (38°C)

  • Dolor pélvico

  • Sangrado vaginal abundante

  • Sangre en la orina

 

Expectativas (Pronóstico)

Las estadísticas varían entre las clínicas y deben ser examinadas con cuidado, ya que las tasas de éxito reportadas pueden diferir debido a las características únicas de las poblaciones de pacientes en cada clínica.

  • Tasas de embarazo: Reflejan el número de mujeres que quedan embarazadas tras la FIV, pero no todos los embarazos resultan en nacimientos vivos.

  • Tasas de nacidos vivos: Indican el número de mujeres que dan a luz a un niño vivo.

El pronóstico depende de factores como la edad de la madre, antecedentes de nacimientos vivos y la transferencia de un solo embrión durante la FIV. El uso creciente de la transferencia de un solo embrión ha mejorado las tasas de éxito y reducido el riesgo de embarazos múltiples. Los embriones no transferidos pueden congelarse para futuros ciclos de transferencia de embriones congelados (FET).

Translate »